• Dólar
  • BNA $890 ~ $890
  • BLUE $995 ~ $995
  • TURISTA $1424 ~ $1424

24 C ° ST 24.86 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Interesante

El fenómeno de los Sugar Babies: Qué son y por qué están revolucionando las relaciones modernas

En el paisaje cambiante de las relaciones contemporáneas, las dinámicas tradicionales de pareja han evolucionado hacia formas más diversas y complejas.

El fenómeno de los sugar babies
El fenómeno de los sugar babies

12 Marzo de 2024 13.22

Entre estas nuevas tendencias se encuentra el fenómeno de los Sugar Babies, un término que ha ganado popularidad en los últimos años y que plantea interrogantes sobre el amor, el dinero y el poder en las relaciones interpersonales.

Las Sugar Babies son personas, en su mayoría jóvenes, que entran en relaciones con personas mayores y más adineradas, conocidas como Sugar Daddies o Sugar Mommies, con la expectativa de recibir apoyo financiero, regalos lujosos o simplemente una experiencia de vida más cómoda. Estas relaciones, que a menudo implican un intercambio económico explícito, han generado debates acalorados sobre la moralidad, la ética y la igualdad en las relaciones humanas.

La atracción hacia el estilo de vida de Sugar Baby puede tener varias motivaciones. Para algunos, puede ser una forma de escapar de las presiones financieras y acceder a oportunidades que de otro modo les serían inalcanzables. Para otros, puede ser una elección consciente de buscar una relación basada en acuerdos claros y beneficios mutuos, en lugar de conformarse con las normas convencionales del romance.

Las relaciones de Sugar Baby reflejan cambios más amplios en la forma en que la sociedad contemporánea concibe el amor y la intimidad. En un mundo dinámico y cambiante, las personas pueden estar buscando nuevas formas de conexión que trasciendan las convenciones sociales tradicionales.

No es de extrañar que la mayoría de los sugar babies sean mujeres, debido a la mayor cantidad de hombres dispuestos a entablar este tipo de relaciones modernas y una creciente propensión de mujeres a aprovechar estas oportunidades.

En el programa de Ana Rosa, un matutino español, se elaboró, meses atrás, un reportaje basado en las Sugar babies, que en este caso eran mujeres jóvenes que no podían permitirse lujos y para ello estaban con hombres mayores (sugar daddy) que sí podían ofrecérselos, ya sea a cambio de un acuerdo sexual o no.

Muchas chicas optan por este estilo de vida para satisfacer sus caprichos económicos y por ello contactan con hombres más mayores que ellas para llegar a un acuerdo: una parte concediendo dinero y caprichos y la otra compañía o sexo.

El equipo del programa estuvo investigando en la web, donde había muchas personas que se anunciaban como sugar babies. El periodista que elaboró el reportaje señaló que "es cierto que cada vez hay más".

También habló sobre la seguridad que hay en estos acuerdos: "Seguro es como cualquier actividad que va por debajo del radar, no suele haber problemas, pero desgraciadamente hay casos de chicas que han tenido problemas muy graves".

La diferencia entre la prostitución y sugar babies

El reportero quiso aclarar que las sugar babies no son prostitutas: "Esto no es prostitución, según ellas, porque según su relato establecen una relación con una persona a largo plazo que les financia su estilo de vida. Legalmente, habría que perfilarlo un poco más".

Y sobre las relaciones sexuales que hay en estos acuerdos, comentó: "No siempre es necesario, hay veces que tienen citas en las que van de compras, a cenar... evidentemente, siempre acaba habiendo sexo, pero no en todas las citas".

'El programa de Ana Rosa' consiguió el testimonio de una chica que se dedica a ello: "Busco una ayuda económica. Ahora vivo muy bien, si no, no sé cómo me estaría montando la vida". Todos los testimonios recabados por el matutino periodístico dejaban en claro que es una forma de conseguir un mejor estilo de vida de manera fácil y sin complicaciones.

En este sentido, el reportero aclaraba otra diferencia entre las 'sugar babies' y una 'escort': "Una escort es contactada con un señor a cambio de dinero, puntualmente, y una sugar baby es una relación de larga duración con un mismo señor que ellas eligen".

foto 02

 

Cómo saber más sobre los Sugar Babies en Argentina

Por su parte, en Argentina, si las personas quieren buscar más información acerca de este universo, también hay sitios especializados como Sugar Daddy Argentina, un espacio exclusivo para explorar el mundo de los sugar daddies y sugar babies. Se trata de un blog dedicado a compartir experiencias, consejos y todo lo relacionado con el estilo de vida sugar en nuestro país.

Tipos de sugar dadies

Como es de suponer, hay diferentes tipos de sugar dadies, con distintas motivaciones que las sugar babies pueden considerar a la hora de elegir uno u otro:

  • El desenfundador: Este hombre es conocido por su urgencia en pasar a la acción. Está siempre buscando citas con jóvenes y es muy activo en las redes sociales, mostrando una insistencia particular en organizar encuentros rápidamente.
  • El afanado ejecutivo; Este es el hombre maduro y adinerado que busca encuentros íntimos de manera rápida. A menudo, sus conversaciones giran rápidamente hacia temas sexuales, mostrando un gran interés en aspectos físicos y en organizar citas con mujeres jóvenes.
  • El buscador de consuelo: Este tipo de hombre suele estar pasando por una etapa difícil, como una ruptura amorosa, y confunde afecto con relaciones sexuales. Es propenso a ser promiscuo y buscar compañía joven constantemente.
  • El emocional: Se trata de un hombre de negocios que atraviesa dificultades personales y busca consuelo y cariño. Es sensible y busca una relación que le ofrezca apoyo emocional, aunque a veces su estado de ánimo puede ser impredecible.
  • El aventurero: Este hombre viaja frecuentemente y busca compañía para escapar de la soledad o el aburrimiento. Sus relaciones suelen ser casuales y busca disfrutar de momentos agradables sin complicaciones emocionales.
  • El presumido: Estos hombres buscan impresionar en eventos sociales y disfrutan mostrando a su pareja como un trofeo. Les importan mucho las apariencias y suelen regalar ropa cara y lujosa.
  • El espíritu libre: Este hombre disfruta de la vida al aire libre y actividades menos convencionales, como retiros espirituales o aventuras en la montaña. Busca una compañera que comparta su amor por la naturaleza y la tranquilidad, alejada de los lujos y la ostentación de la vida urbana.
  • El intelectual: Este tipo de hombre destaca por su amor por el conocimiento y las conversaciones profundas. Busca no solo compañía, sino también una conexión intelectual con su pareja. Aprecia las citas que incluyen visitas a museos, charlas sobre libros, o discusiones sobre eventos actuales.
  • El filántropo: Este hombre es conocido por su generosidad y su involucración en causas benéficas y sociales. No solo busca compañía, sino también compartir sus intereses altruistas. Es probable que invite a su pareja a eventos de caridad o a participar en proyectos de voluntariado
  • El innovador: Este tipo es un hombre de negocios moderno, usualmente involucrado en startups o proyectos tecnológicos. Se caracteriza por su mentalidad innovadora y su estilo de vida dinámico. Busca una pareja que sea adaptable, entienda el ritmo acelerado de su mundo y comparta su entusiasmo por la innovación y el emprendimiento.
  • El Salt Daddy: Este es un tipo que pretende ser un sugar daddy pero en realidad busca aprovecharse o engañar, especialmente a chicas novatas. No trata a sus parejas con respeto y suele tener problemas para mantener una relación estable. Si encuentras uno como este mejor salir corriendo.

¿Características de un sugar daddy?

  1. Generosidad financiera: Un verdadero sugar daddy está dispuesto y es capaz de proporcionar apoyo financiero o regalos a su pareja. Incluye regalos, dinero en efectivo y experiencias como viajes o cenas en restaurantes de lujo.
  2. Respeto y honestidad: El respeto mutuo es fundamental. Un sugar daddy genuino respeta los límites, valores y expectativas de su pareja y es transparente acerca de lo que espera de la relación.
  3. Madurez emocional: La madurez emocional es clave, permitiendo manejar situaciones con sensatez, respetar las emociones y decisiones de la pareja y comunicarse de manera efectiva.
  4. Discreción: Muchos sugar daddies valoran la discreción en sus relaciones, respetando la privacidad y los límites personales, y manteniendo la naturaleza de la relación en privado.
  5. Interés genuino: Un verdadero sugar daddy está interesado en el bienestar de su pareja, preocupándose por su vida, metas y emociones.
  6. Fiabilidad: La fiabilidad es crucial, cumpliendo promesas, siendo puntual en citas y consistente en el apoyo ofrecido.
  7. Experiencia y conocimiento: Un sugar daddy a menudo tiene experiencia de vida y conocimientos para compartir, incluyendo consejos profesionales y lecciones de vida.
  8. Claridad en la relación: Es importante que ambas partes tengan claridad sobre el tipo de relación que están estableciendo, con expectativas claras y comunicación abierta.
  9. Independencia y espacio: Aunque es un proveedor y mentor, un verdadero sugar daddy respeta la independencia y el espacio personal de su pareja, evitando ser controlador o demandante.
  10. Química y conexión: Aunque la relación pueda ser arreglada, aún es importante que exista cierta química o conexión, lo que hace que la relación sea más agradable para ambas partes.
foto 03

¿Cómo encontrar un sugar daddy en Argentina?

  1. Utiliza sitios web especializados: Existen varios sitios web y aplicaciones diseñados específicamente para conectar a sugar babies con sugar daddies. Asegúrate de utilizar plataformas reconocidas y con buenas críticas. Algunos ejemplos incluyen SeekingArrangement, SugarDaddyMeet, entre otros.
  2. Crea un perfil atractivo y honesto: Cuando crees tu perfil, sé honesta sobre tus intereses, expectativas y lo que estás buscando en la relación. Incluye fotografías recientes y de buena calidad.
  3. Define tus límites y expectativas: Antes de entrar en cualquier tipo de relación, es importante que sepas cuáles son tus límites y lo que esperas obtener de la relación. Esto incluye la frecuencia de los encuentros, el tipo de ayuda financiera que esperas, y los límites personales que no estás dispuesta a cruzar.
  4. Comunica claramente: La comunicación es clave en cualquier relación, pero especialmente en una relación sugar. Asegúrate de hablar abiertamente sobre tus necesidades, expectativas y cualquier inquietud que puedas tener.
  5. Prioriza tu seguridad: Siempre organiza el primer encuentro en un lugar público. Informa a un amigo o familiar de confianza acerca de tus planes y considera tener un plan de seguridad. No compartas información personal o financiera demasiado pronto.
  6. Aprende a reconocer los estafadores: Desafortunadamente, en este ámbito existen personas con malas intenciones. Sé cautelosa con aquellos que prometen demasiado, piden dinero por adelantado o evitan encuentros en persona.
  7. Mantén expectativas realistas: Es importante tener expectativas realistas y entender que no todos los sugar daddies estarán dispuestos o podrán ofrecer lo mismo.
  8. Sé paciente y selectiva: No te apresures a entrar en una relación. Tómate tu tiempo para conocer a la persona y asegurarte de que cumple con tus expectativas y necesidades.
  9. Investiga sobre la cultura local de sugar dating: Cada país y región tiene su propia dinámica en cuanto al sugar dating. Aprende sobre las tendencias y prácticas comunes en Argentina.
  10. Busca consejos y apoyo: Considera unirte a foros o grupos en redes sociales donde otras sugar babies compartan sus experiencias y consejos. Esto puede proporcionarte una valiosa perspectiva y apoyo.

Un mundo interesante por descubrir

En conclusión, la evolución de las relaciones interpersonales a abierto nuevos mundos por descubrir, como por ejemplo el mundo sugar, una manera distinta de forjar una relación, donde también puede haber afecto y, lo mejor de todo, se establece un contrato explícito para dejar las cosas en claro desde un comienzo haciendo todo mucho más sano para todas las partes.