• Dólar
  • BNA $820 ~ $860
  • BLUE $1050 ~ $1050
  • TURISTA $1312 ~ $1312

25 C ° ST 26.01 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Relato escalofriante

Carlos Perciavalle reveló cómo fue el día que junto a la China Zorrilla vio a Adolf Hitler en Bariloche

El rey del café-concert tiene la absoluta certeza de haber visto al líder alemán y su amante Eva Braun. Estaba junto a su gran amiga China Zorrilla.

16 Mayo de 2023 19.15

Muchísimas son las historias sobre una supuesta vida de Adolf Hitler y otros jerarcas nazis en San Carlos de Bariloche y distintos rincones del país. De todas ellas, Carlos Perciavalle narró en primera persona lo que para él y para su gran amiga China Zorrilla fue una certeza: se topó con el mismísimo Fuhrer y con su mujer Eva Braun.,

Lo curioso del caso es que Carlos Ernesto Perciavalle Bustamante no dijo haberse encontrado una, sino tres veces con Hitler. El artista uruguayo, nacido el 16 de mayo de 1941 en Montevideo, dio detalles de uno de esos cruces en un video que publicó a fines de 2022 en su cuenta de Instagram. Allí tituló “El día que estábamos con La China Zorrilla en Bariloche y vimos a Hitler… ¡Aterrador!”.

Y contó así el evento junto a su gran amiga: “Estábamos con la China Zorrilla tomando el té en el restaurante de un hotel muy lindo en Bariloche y el mozo nos dijo que como éramos artistas muy importantes que veníamos de Buenos Aires, el dueño del lugar quería conocernos. Nos dijo que vivía al lado y de puro chusmas nos fuimos a conocerlo.”

 

Carlos Perciavalle, China Zorrilla y un encuentro aterrador

 

Los dos artistas uruguayos, cuando terminaron de disfrutar su té en el restaurante del hotel El Casco, caminaron hasta una mansión inmensa donde se desarrollaba una fiesta en la que todos hablaban en alemán. Según el recuerdo del rey del café concert, una docena de perros doberman salió ladrando hasta el gran portón para darles una extraña bienvenida, y una fuerte voz alemana los calló.

Una vez en el interior de un gran salón, encontraron a unos 300 alemanes. Entre ellos se encontraban nada más y nada menos que Adolf Hitler y Eva Braun, su asistente y amante junto a la que supuestamente ambos se habían suicidado el 30 de abril de 1945.

Según el recuerdo del actor, productor y director teatral, los dos estaban sentados junto a una gran mesa al lado de un enorme ventanal central con una vista hermosa del lago Nahuel Huapi.

“Yo no le di la mano ni se la hubiera dado, por supuesto. Lo vi de lejos, pero China se quedó pálida, me miró y le dijo al dueño del lugar que estaba muy linda la fiesta”, recordó. Dijo que se fueron enseguida porque todo lo que vieron en esos instantes les resultó “aterrador y escalofriante” y los dejó sin poder hablar durante un rato largo.

 

Opiniones a favor y en contra

 

El periodista y escritor barilochense Abel Basti fue siempre uno de los principales impulsores de la hipótesis de que Adolf Hitler y Eva Braun no se suicidaron, sino que escaparon a la hermosa ciudad junto a la Cordillera de los Andes. Y que entre 1945 y al menos 1956 vivieron en la estancia San Ramón.

Carlos Perciavalle cumple 82 años. Foto: Instagram @carlos_perciavalleok
Carlos Perciavalle cumple 82 años. Foto: Instagram @carlos_perciavalleok

De ese modo, el historiador fue el primero que apoyó el relato del artista . Del mismo modo, otros muchos seguidores confirmaron que el siniestro líder alemán había sido visto no solamente en Bariloche sino también en Córdoba.

En cambio, hubo muchas personas que se burlaron en los comentarios de su posteo en Instagram. “Yo vi a Napoleón tomando birra en Florencio Varela y no hago tanto circo”, escribió uno.

El artista contó esta historia tres veces ya. La primera vez fue en un programa de la radio uruguaya en 2014 y, la segunda, en el programa Pura Química de ESPN, al año siguiente. Su último relato, siempre idéntico, fue en las redes sociales. Él no tiene dudas, por lo visto, de lo sucedido.

En esa segunda ocasión, Carlos Perciavalle recordó que cuando regresó a Bariloche en 2001, se alojó en el Hotel Edelweiss, donde un alemán anciano trabajaba en la caja del restaurante. Le contó su historia y el hombre le confirmó: “Todos los alemanes que vivimos en Bariloche sabemos que el Fuhrer vivía seis meses en Argentina y seis meses en Chile”.